Yo Puedo Programar por el Día Internacional de la Niña

Yo Puedo Programar por el Día Internacional de la Niña

En el marco del Día Internacional de la Niña, Microsoft se preocupa por involucrar a las niñas, además de los niños y adolescentes, en las ciencias de la computación a través de programas educativos para que a medida que crezcan logren empoderarse y adquirir habilidades que les permitan conseguir una posición en el campo laboral del futuro.

Para Mariana Maggio, Gerente de Programas Académicos de Microsoft Latinoamérica, el lenguaje de la programación empodera a los jóvenes y los prepara con las habilidades del siglo XXI, amplía sus oportunidades para el mundo laboral del futuro, y los apoya en su camino hacia el emprendimiento; además de crear un impacto en sus comunidades y en el mundo.

Microsoft, a través de los años, ha creado un mundo infinito de conocimiento para empoderar a las generaciones futuras. Los hemos retado a través de nuestra iniciativa #YoPuedoProgramar para motivarlos e incrementar sus habilidades digitales y ahora, queremos ir más allá y ligar la teoría con la práctica a través de la creación de sábados de programación, una actividad que busca acercar a los jóvenes a la programación y abran sus puertas a un mundo de oportunidades.

El lenguaje de la programación es una de las llaves futuras para impulsar la innovación, cerrar la brecha de conocimiento y habilidades, y generar más trabajos en nuestra región. Por eso es esencial que los líderes educativos incluyan las Ciencias de la Computación en sus planes de estudio, tanto formales como informales.

Con el aprendizaje de nuevas habilidades digitales, no sólo los jóvenes se benefician, también las comunidades, pues los sectores público y privado podrían buscar reducir la tasa de desempleo en la región, que ha tenido un aumento de 15.1 a 18.3% en 2017, de acuerdo con un Informe de la Organización Mundial del Trabajo.

Es momento de aplicar la teoría en un modo práctico y comenzar a generar más acciones como sábados de programación para hacer llegar este conocimiento a nuestra juventud, y comenzar a fomentar en ellos el pensamiento crítico y habilidades para la resolución de problemas.

Es necesario que nuestros socios, líderes educativos y escuelas, sepan cómo pueden empoderar a las y los jóvenes y apoyarlos para que aprendan a programar y puedan hacer más, además de que sus ideas, así como proyectos se vuelvan realidad. En Microsoft, trabajamos de cerca con ustedes para cerrar la brecha de género, laboral y educativa, para crear un impacto positivo en las comunidades y las personas.