Proceso de reconstrucción debe partir de un plan integral

Proceso de reconstrucción debe partir de un plan integral

Con la finalidad de exponer y debatir acerca de las alternativas tecnológicas para el sector público y privado destinadas a prevenir el impacto de los fenómenos naturales en la infraestructura del país, la Embajada de España y la Cámara Oficial de Comercio de España en el Perú organizaron la conferencia titulada Huaicos, desprendimientos y taludes inestables: “Experiencias y debate sobre técnicas y soluciones”.

Durante la conferencia, los expertos analizaron la situación del Perú, un país que cuenta con una infraestructura vial de aproximadamente 160.000 kilómetros y de los cuales 5.746 han sido destruidos debido las intensas lluvias y huaicos que golpean gran parte del territorio nacional, según el último reporte del Centro de Operaciones de Emergencia Nacional (COEN). Asimismo, más de 250 puentes han colapsado por los efectos climatológicos, según el reporte de la mencionada entidad.

El evento contó con la participación de expertos locales e internacionales con amplia experiencia en la implementación de tecnología diseñada para mitigar las amenazas ocasionadas por las lluvias, huaicos y corrimiento de tierras en las carreteras y puentes del país. De esta manera, el panel de discusión giró en torno a cinco ejes temáticos: peligrosidad geológica y vulnerabilidad; obras de infraestructura y de defensa civil; la importancia de la planificación, la conservación y la prevención; obras de emergencia y el control de calidad; y finalmente el equilibrio entre el diseño técnico y el diseño legal.

En lo que respecta a las alternativas para reducir la vulnerabilidad de la infraestructura vial, y por ende la de los usuarios, los expertos plantearon propuestas eficientes y que a su vez no requieren grandes sumas de capital, como por ejemplo el uso de mallas de alta resistencia para contener el deslizamiento de rocas, el refuerzo con perfiles alrededor de las laderas de los ríos o en los márgenes de las carreteras, o incluso la construcción de sistemas de drenaje que minimicen el caudal de la crecida de ríos.

En sentido, Juan Carlos Más, ingeniero de la Universidad de Cantabria (España) con experiencia en geotecnia vial, trazado, conservación, seguridad vial, resaltó “la necesidad de llevar a cabo un plan de reconstrucción partiendo de un análisis integral de cada situación junto a un enfoque multidisciplinario con miras a poner en marcha soluciones que garanticen la seguridad vial de forma permanente y no provisional, como suele suceder”.

Por su parte, el Dr. Víctor Tolentino Yparraguirre, especialista en geología y geotecnia del Ministerio de Transportes y Comunicaciones del Perú, subrayó el factor de la vigilancia permanente en la prevención de desastres naturales. “Las medidas de prevención no sólo deben llevarse a cabo con el tiempo de anticipación necesario, sino que además requiere de un trabajo de monitoreo constante que considere los cambios geológicos en el terreno y la vida útil de la infraestructura”, comentó Tolentino.

Otro elemento que formó parte del debate fue la necesidad de realizar estudios técnicos adecuados que aborden las emergencias en su verdadera magnitud. “Sabemos que los huaicos contienen 80% de sólidos y sólo 20% de líquido. Pero en ocasiones, los estudios no tienen en este factor y eso lleva a tomar medidas inadecuadas”, comentó Bruno Muñoz Pérez, representante de Desnivel, empresa especializada en tecnología de prevención.