Gemalto e IER crean experiencia de autoservicio en aeropuertos

Gemalto e IER crean experiencia de autoservicio en aeropuertos

Gemalto e IER, un diseñador líder en soluciones para mejorar el flujo de bienes y personas, se han asociado para crear una experiencia de autoservicio integral en aeropuertos para pasajeros.
Los viajes aéreos están en auge; en 2016, se registraron 3800 millones de pasajeros y la Asociación de Transporte Aéreo Internacional (IATA1) espera que esta cifra se duplique para 2035. Esto significa que la industria y las autoridades deberán implementar soluciones automatizadas para optimizar el flujo de pasajeros, a la vez que garantizan una seguridad estricta.

Fly to Gate de Gemalto e IER responde a la necesidad de una experiencia de autoservicio que guíe a los pasajeros fácilmente desde sus hogares hasta la puerta de embarque.

La solución habitualmente permite que los pasajeros elijan entre el registro móvil o las terminales de autoservicio e incluye puntos de entrega de equipaje, control fronterizo, puertas de seguridad y de embarque.

Esta oferta innovadora que combina los servicios y equipos de autoservicio de IER con las soluciones de gestión de fronteras de Gemalto abre un camino biométrico rápido y seguro a través del aeropuerto.

Fly to Gate de Gemalto e IER admite la verificación biométrica multimodal, que incluye reconocimiento facial, verificación de documentos minuciosa e integración directa con los sistemas de inmigración, lo que permite cumplir con rigurosos estándares de seguridad y lograr una eficiencia operativa de excelencia para aeropuertos y aerolíneas.

La solución ofrece una completa flexibilidad para cumplir con los requisitos individuales de los operadores aeroportuarios y el potencial para lograr que, prácticamente todos los procesos de gestión de pasajeros sean automáticos.

Al lograr que el pasajero tome el control de su experiencia en el aeropuerto, el enfoque conjunto de Gemalto e IER reduce tanto las filas de espera como el estrés y la tensión asociados con los viajes aéreos. Los aeropuertos y las aerolíneas también se benefician de una experiencia de cliente mejorada, debido a que los pasajeros disfrutan más de su tiempo libre en zonas de esparcimiento e instalaciones comerciales.